lunes, 24 de diciembre de 2007

Y en la noche del 24...


Y en la noche surgirá una gran luz...


Supongo que no soy el primero ni el último que use esta frase durante el día de hoy, y supongo que es precisamente por lo exacta que es al describir la noche del 24 de Diciembre. En la oscuridad de uno de los meses más fríos, recién entrado el invierno, surge la gran luz que desde 2000 años nos recuerda que podemos hacer un mundo mejor, incluso desde un pequeño establo.


Me decía un amigo en un correo electrónico que aquellos que solamente asocian Navidad con consumismo son unos HIPÓCRITAS (así, con mayúsculas), y creo que tiene mucha razón. No creo que sea un tema de creencia (aunque está claro que es lo que celebramos) sino de actitud. Será Navidad si tú y yo queremos que lo sea. Si no, da igual que hayas hecho un gran nacimiento o hayas puesto un árbol enorme (lo siento, pero me gusta esa costumbre yanqui, aunque no sienta mucho aprecio por Papá Noel).


Os dejo puesta mi felicitación de este año, que no es ni más ni menos que el nacimiento que este año ha puesto mi hermano pequeño (un plano detalle, porque él ha puesto río con agua corriente y todo), pasado, eso sí, por el Photoshop (marca de la casa).


Muchas felicidades. Mucha esperanza.


Hasta la vista, ciberespacio.

jueves, 20 de diciembre de 2007

Felicitaciones navideñas


¡Feliz Navidad a todos! Y es que ahora sí creo que pueda decirlo, aunque los amiguetes de Carrefour y el Corte Inglés nos lo lleven contando desde Noviembre, que el turrón ya se les está caducando en los estantes (por cierto, todavía no he comido nada de turrón ni polvorones, ¿qué está pasando?).

Una de las cosas más bonitas de la Navidad son las felicitaciones, los christmas, como nos hemos acostumbrado a llamarlos (aunque yo todavía tenga que pensarlo dos veces a la hora de escribir el anglicismo. Pérfida Albión...). Además, se han convertido en la única manera de recibir una carta manuscrita en la actualidad (aunque sea un fiel defensor del correo electrónico y del bloggismo, siempre queda un huequito para la nostalgia, sniff), lo cual también está muy bien.

Pero ojo, que recibirlas es muy bonito; pero la "cara B" del asunto llega a la hora de mandarlas... ¿cuándo se empieza a mandar una felicitación? pues, generalmente cuando se reciben. La duda llega entonces, ¿quién es el que empieza la cadena?. Deben ser los dires de Carrefour y el Corte Inglés, que, ya que ponen el turrón en los expositores, se dedican a mandar las primeras felicitaciones. En cualquier caso, si alguien se dedica a iniciar estas cadenas, cuenta con toda mi admiración y le pido que me cuente el secreto.

Pues si es complicado mandar una felicitación, el triple salto mortal llega cuando lo que se pretende enviar es una felicitación familiar, o aquella felicitación que intentas que toda la familia firme, lo cual es imposible, al menos en el plazo de 15 días, por lo que si pretendes enviarlas a tiempo y no lo pensaste ya... es mejor que desistas y esperes a la Navidad que viene.

Si he desanimado a alguien con esta pequeña reflexión, de veras que lo siento, y le pido que todavía no pierda la esperanza. La Navidad merece ese pequeño esfuerzo, ¿no creéis?




Y si todo lo demás falla... siempre puedes enviar la felicitación por correo electrónico, ¿no?.

Hasta la vista, ciberespacio.

sábado, 15 de diciembre de 2007

Apoyos


Hola a todos.

Me gustaría presentarme: soy un bastón. Teóricamente me definen como: "Vara, por lo común con puño y contera y más o menos pulimento, que sirve para apoyarse al andar". Y es que esa es mi función, apoyar al que camina con dificultad, facilitar su paso y permitirle avanzar en aquello que sus piernas no le permiten.

En cuanto a la forma, soy un poco especial, de madera oscura y con la empuñadura en forma de cabeza de conejo tallado. Algunos me agarran con fuerza, otros me acarician las orejas. Mucha gente se sorprende de que un conejo pueda estar tallado en un bastón.

He vivido en la casa de una familia los últimos 6 años. Un hombre me compró para su esposa, que estaba muy enferma. Ella se apoyaba en mí y caminaba conmigo, y pese a que le costaba mucho, andábamos hasta el colegio donde estudiaban sus hijos. Ella los recogía y volvía con ellos, rogándoles que aflojaran el paso que sus piernas podían cubrir con ligera rapidez. Aquella mujer tenía una curiosa habilidad: era capaz de escuchar tres conversaciones a la vez, responder a todas, estar atenta de que había que comprar pan en la panadería, saludar a los numerosos conocidos que se cruzaban por la calle... algo extraordinario. La gente la reconocía por la sonrisa que disfrazaba el sufrimiento del que unos pocos éramos conscientes.

Viajé con aquella mujer durante al menos un año o dos: cada vez menos veces el colegio, cada vez más cortos los trayectos... Cada vez el camino se reducía más, y los ánimos eran menores, aunque no el amor que se respiraba en el tacto de su mano. La última vez que salimos fuera fue un día de Navidad, al teatro.


Un día la señora murió. Se fue a dormir una noche y no volvió a despertar. Y Yo terminé entre los paraguas y las sombrillas, orgulloso del servicio prestado, a la vez que triste por la muerte de aquella buena señora.

Y pasaron los años.


Hace poco, alguien me volvió a sacar de mi letargo, y cuál fue mi sorpresa cuando encontré que ahora quien precisaba de mis servicios era la madre de aquella señora. Una mujer fuerte, curtida por los años y las emociones, que ahora requería mi ayuda. Y volví a encontrar a los hijos de aquella señora, los nietos de esta otra mujer, que ponían en ésta el mismo cariño que pusieran en aquella.

Y encontré que no era un sólo bastón, sino que era uno de muchos, de aquellos que ayudaban a esta mujer y a muchas otras personas... y que a veces la vida te quita tu función, para pedirte que la hagas efectiva con otra persona... que seas instrumento de Dios donde sea y en las condiciones que sean, sabiendo que el producto de tu esfuerzo, tú éxito o tu fracaso no te pertenecen a tí.

Comprendí entonces... y me sentí feliz, realizado en mi función, pleno en el servicio prestado y en los que el futuro me depare.

Y desde entonces, cada vez que me agarran con fuerza es como si me acariciaran las orejas...

Un abrazo para todos.






P.D.: Yo también quiero ser bastón, ¿y vosotros?

Hasta la vista, ciberespacio.

lunes, 10 de diciembre de 2007

Batallitas en flashback

Pues sí, lo habéis conseguido, yonkis de las series de la UC3M, me he convertido en uno más de los frikis que se pone a ver series americanas por la web, lo reconozco... Y he descubierto cosas interesantes, de manera que me voy a permitir el lujo de ofreceros una modesta recomendación:



"How I met your mother" o lo que es lo mismo, "Cómo conocí a vuestra madre", una serie que para algunos es la inminente sucesora de Friends por su humor, es además una serie muy interesante en cuanto al planteamiento. Cada capítulo se inicia con un padre (al que no vemos) que cuenta a sus hijos la historieta de "cómo conoció a su madre", haciendo un flashback que le lleva a su juventud, donde realmente se desarolla la historia. Aunque de entrada parezca una trama muy simple, os aseguro que consigue mantener la atención durante los cerca de 30 minutos que dura cada capítulo, y van ya por la segunda temporada...

Que la disfrutéis!!!

Hasta la vista ciberespacio

P.D.: Tranki, Álvaro, que no planeo hacerte la competencia...

domingo, 2 de diciembre de 2007

El viaje de Chihiro

Una de las canciones que me vuelven loco últimamente: "El viaje de Chihiro" de Iván Ferreiro.




Yo contratado por un músico en paro...
Yo convencido de que tengo razón...
últimamente me siento inteligente...
últimamente no tengo corazón...
Como una escena del viaje de Chihiro...
con el "sin cara" dentro de un vagón...
guarda tu nombre ahora...
no dejes que te quiten nada
.
Yo recorriendo mis sitios con la escoba...
yo reprimiendo las ganas de llorar...
si inteligente consiste en dependiente...
si deprimente significa normal.
Yo regalaba mis fines de semana.
Yo me gastaba todo en sonreir.
Y aunque miraba mucho,
nunca llegué a entender las cosas...

Yo resbalando por un acantilado,
yo vomitando en la puerta de un hotel.
Yo abandonando la crema en un abrazo,
yo respirando el día cada vez...
que me tropiezo con algo inesperado,
que me mareo sin saber que hacer.
Tú lo dijiste un día,
te quiero pero no sé bien porqué.
Yo respirando...
yo respirando...
yo respirando...
yo respirando...
yo respirando...
yo respirando...
yo respirando...
yo respirando...
Como una escena del viaje de Chihiro,
con el "sin cara" dentro del vagón.
Tú lo dijiste un día...
te quiero pero no sé bien porqué.



Iván Ferreiro
Me identifico plenamente con este canción. Puede que sea de las pocas personas que recorra los sitios con la escoba, pero estoy seguro que no soy el único que reprime las ganas de llorar. La vida te lleva por caminos raros, que decía otro cantautor ilustre, y a veces no entiendes por qué parece que se está cebando contigo. Y sé que a tí últimamente la vida no te está enseñando su cara más amable.

Otras veces te das cuenta de que tu vida es como esta canción, una retahila de frases en las que abunda el pronombre "yo", haciendo esto y lo otro... pero miras mucho, y no llegas a entender las cosas (ni siquiera en el ambiente parroquial, que en ocasiones no es el más cristiano de los ambientes...)
Pero puede pasar que, como Chihiro, encuentres a alguien que te guíe en medio de este mundo extraño, y que te diga los momentos en los que hay que aguantar la respiración.
Hasta la vista, ciberespacio.
P.D.: Aprovecho la presente para recomendaros la peli homónima, "El viaje de Chihiro". Tenéis que verla.

lunes, 26 de noviembre de 2007

Desde las playas de Peumayen

[Peumayen: Lugar soñado en mapuche.]




Y desde allí nos recibió Ismael Serrano el pasado sábado, aunque en nuestras entradas pusiera "Palacio de Congresos de Madrid". Desde la playa de Peumayen encontramos a tres marineros a la guitarra, la percusión y el órgano (éste último, en otras ocasiones al bajo), y al propio Ismael; que nos deleitaron con más de 2 horas y media de concierto, lleno de buenas canciones, de grandes palabras y con un público de viajeros entregados a la música y a la palabra.

Puede que este "Sueños de un hombre despierto" a un servidor no le pareciera el mejor de los discos posibles, pero en directo todo cambia y convence. Sin traicionar el estilo que le ha caracterizado durante estos últimos 10 años, se fueron alternando canciones antiguas y nuevas, sensaciones, y monólogos cantautorísticos.

Una mención especial a Fredi Marugán y su guitarra, a Jacob Sureda y su multinstrumentalidad (órgano, bajo, palmas...), y a Javier Bergia por la percusión y la ambientación ("¿Tienes ambiente de naugragio?"). Aunque a muchos nos quedó la desilusión de no escuchar a Serrano y Bergia cantando "Kilómetro cero".

video





Hasta la vista, ciberespacio.

sábado, 17 de noviembre de 2007

Felicidades MARABUNTA!!



Felicidades!! Hace justo un año...

Un año desde que pasamos a la comunidad "adulta"
Un año desde que dejamos de reunirnos los sábados
Un año desde que comenzamos nuestro propio camino.

Y aunque este camino no haya sido para todos igual, tenemos un vínculo común, tenemos el naranja y las hormigas... aunque el señor Vicario alias "Rajoy" no tuviera claro el sentido de aquellas hormiguitas de plastilina. Y aunque ninguno de nosotros recuerde su discurso...

Espero que nunca olvidéis tantos años de Marabunta, de camisetas naranjas, de pozas, de la carta corrida, de Samu tirándose de cabeza a la esplanada... que cada uno añada las suyas, esto es sólo una pequeña muestra.

GRACIAS, por haberme dado la oportunidad de conoceros. Porque gracias a vosotros soy una mejor persona. Porque no sé como continuar esta entrada sin ser más pastelón...


Hasta la vista, marabunteros!!!

domingo, 11 de noviembre de 2007

Mira con esto no se juegaa...

Volvemos a la normalidad, después de la última entrada caótica, de la cual me hago enteramente irresponsable, volvemos a aquello de comentar anuncios, que es otra de mis actividades favoritas... será la influencia de la comunicación audiovisual o algo. (No puedo colgar el vídeo aquí. Lo pongo un poco mais arriba. Mil perdones) Bueno, el vídeo es el anuncio nuevo de IKEA, cuyos creativos suelen dar en el clavo habitualmente (gracias a ellos muchos fundamos la República Independiente de Mi Casa, o de Mi Blog, como es mi caso). Y ahora dan en el clavo gracias a una canción machacona, que a todos nos recuerda esas frases que nuestras madres y abuelas nos han dicho desde pequeños. La noticia del día, que no debería ser noticia, es otra de las rajadas del señor Hugo Chavez (que, por cierto, no es presidente de Chile sino de Venezuela, que se leen unas cosas por ahí...), y la respuesta de Juan Carlos I. Nunca me he destacado por ser un gran entusiasta de la monarquía, pero he de decir que entiendo la situación del Rey, y que no es nada cómoda. Por otra parte, en un debate cabal, quizá ese "¿POR QUÉ NO TE CALLAS?" no sea la expresión más regia ni más "juancarlista". Por otra parte, puede que se me vea el plumero pero me parece que ante el espectáculo Chavez, el que ha dado una lección de paciencia y señorío ha sido Zapatero. Seguro que otros dirán que es un soso, pero yo opino que con su serenidad ha dejado claro que existen dos maneras de hablar las cosas. Vergüenza me da. Los socialistas y revolucionarios de andar por casa, que se las dan de "democráticos" ganando elecciones por medio del pucherazo. O los que hablan del socialismo revolucionario y luego cierran canales no afines, o disparan con francotiradores a las manifestaciones de estudiantes. Vergüenza. Y más aún saber que les estamos vendiendo las fragatas... Hasta la vista ciberespacio. P.D."Esto no se tocaaa, mira con esto no se juegaaa..."

viernes, 9 de noviembre de 2007

Miscelánea

Attilio al médico: Señor, necesita esa glicerina. Ya sé que lo sabe, pero si no la consigue, mi amor se morirá, y si se muere....para mi toda esta puesta en escena, el mundo que gira y gira, pueden desmontarlo y llevárselo. Pueden desclavarlo todo, enrrollar el cielo y cargarlo en un camión, y luego pueden apagar esa luz preciosa del sol que me gusta tanto tanto...¿sabe por qué me gusta tanto? Porque ella me gusta iluminada por la luz del sol, tanto...Se lo pueden llevar todo...alfombras, las columnas, palacios, la arena, el viento, las ranas, el granizo, las siete de la tarde, mayo, junio, julio, la albahaca, las abejas, el mar, los calabacines...encuéntreme la glicerina...encuétremela, encuéntremela...

Si tuviera la osadía de hacer un libro con los grandes diálogos (o monólogos) de la Historia, posiblemente éste sería uno de ellos. Se trata de un estracto de la película "El tigre y la nieve", una de las genialidades del italiano Begnini (el de "La vida es bella", para aquellos que tengáis tan poca cultura cinematográfica como yo). "Si se muere... ya pueden cogerlo todo, desmontarlo y llevárselo" ¿Cuántas veces podríamos decir esta frase a lo largo de nuestra vida? ¿Cuándo llegamos a ser capaces de amar de esta manera? Dice Robin Williams en "El indomable Will Hunting" al protagonista que sólo cuando consiga amar a alguien más que a sí mismo conseguirá ser feliz. Somos una juventud sin espíritu reivindicativo, nos dicen. Vivimos en la sociedad de lo "políticamente correcto", dicen otros a los que esta corrección no deja respirar. Yo opino que vivimos en un mundo en el que las grandes generalizaciones ya no existen. Hemos dejado de ser los occidentales los únicos que pedimos respeto para lo nuestro, y no lo hemos asumido; no nos damos cuenta de que nuestra visión del mundo no es la única, y que por fin pueden discreparnos desde otros lugares (¡Gracias a Dios!) Mientras tanto, las clases de Fundamentos de la Economía sirven para descubrir que Dios es el principal problema para las estadísticas de la EPA (Encuesta de Población Activa). Una teoría carnavalesca y totalmente descabellada patrocinada por Miguel & Parrilla Asociated. Y yo descubro a título individual que no seré capaz de coincidir enteramente con la opinión de nadie nunca. No sé si felicitarme por ser un adalid del pensamiento independiente, o echarme a llorar por ser un incomprendido... o borrar esta entrada, que tiene toda la pinta de ser incomprensible. Mil perdones a todos aquellos que no comprendan nada de lo que está aquí escrito. La palabra es la casa del ser, y mi casa parece que está edificada de manera un poco insólita. Felicidades CSSR. 275 años no son nada, y más de 5500 redentoristas son muchas buenas personas por el mundo. No sabéis la falta que hacéis y la alegría que transportáis. Hasta la vista ciberespacio

sábado, 27 de octubre de 2007

Emulando al Principito




¿Alguna vez habéis sentido la íncreíble sensación de tener un estante vacío en la estantería?

Quizá sólo me produce satisfacción a mí, porque, como el Principito, "mi casa es tan pequeña" (y eso que él tenía un volcán para deshollinar cada mañana, yo ni siquiera eso). El caso es que, para mi, un estante vacío significa una nueva oportunidad, un nuevo espacio donde pueden llegar nuevos libros, nuevos cd´s... nuevas experiencias. La verdad es que dudo que a nadie más le pase eso... pero hoy me ha pasado a mí.

Si Freud viniera a visitarme, posiblemente diría que me gustan los estantes vacíos porque tengo una clara aversión a la relación social y un trauma infantil en el cual mi habitación estaba llena de estanterías vacías, y bla bla bla...

Lo que mi amigo Freud no sabe es que lo que más me gusta hacer tras haber vaciado una estantería es volver a ir colocando cosas en ella. Y sentir que esta vez soy Yo quien decide qué cosa va en cada sitio. La libertad a veces hay que sentirla en tu propia habitación, creo yo.

A veces es útil hacer con el corazón y la cabeza lo mismo: cambiar, recolocar, redefinir mis prioridades y sentir que uno mismo decide sobre su propia vida... Eso sí, dejando en su sitio los pilares de la estantería... que siempre pueden crecer hacia arriba (bueno, en mi caso, no creo. Mi casa sigue siendo pequeña)

Quizá, como el Principito, todos tenemos una rosa. Una rosa presumida y altanera, que, nos guste o no, hemos de cuidar. Cada uno le ponemos un nombre, o varios. Pero, sobre todo, lo que hay que ponerle es cariño.





Hasta la vista, ciberespacio.

miércoles, 24 de octubre de 2007

Héroes

Porque silencio, lo que se dice silencio, hubo poco esa noche. Y eso que la cosa empezó tranquilita, con un poco de iluminación azul-íntima y música de Enya... para continuar con un gran concierto en el que los Héroes demostraron que pasados los años pueden llegar a emocionar a un público, por otra parte, entregado a ellos de todas maneras.


Si algunos podíamos llegar a tener dudas sobre las condiciones de Bunbury, nos bastó con ver la primera carrera que hizo sobre el brazo central del escenario (al estilo OT). Por otra parte, también hay que destacar el estado de su voz, que pese a los muchos conciertos a la espalda, sonó potentísima (dentro de lo que puede sonar en el Estadio Olímpico de La Cartuja).


Otro de los puntos fuertes fue la duración: 2 horas y media largas de concierto, con varias salidas y entradas de la banda. Más de lo que muchos llegamos a esperar. Y con un montaje de 10, con una serie de animaciones bastante curiosas, y para muestra un botón.


El concurso se llama: ¿En qué canción aparece cada animación?











Quien lo adivine, ya sabe: ¡un comentario!

Aquí va el vídeo que había prometido: un fragmento del estribillo de "Iberia Sumergida". Que lo disfrutéis

video

Hasta la vista, ciberespacio.

Con la Aristocracia del Barrio

Y es que el Quique González es capaz de llamar a su banda "la Aristocracia del barrio" y quedarse tan pancho. Y no contento con ello, además es capaz de contarte la historia de todos los componentes, explicarte que uno de ellos tenía un videoclub, todo ello lanzando un par de chascarrillos al mas puro estilo monologuístico.

La cita era en Rivas-Vaciamadrid (un poco incómodo para los madrileñitos de a pie, pero bueno), en un auditorio de capacidad media (siempre fui pésimo para calcular espectadores, así que no daré cifras), en el que todos pudimos estar bastante cerca de la banda. El inicio, de libro: escenario a oscuras, primeros acordes de "Y los conserjes de noche", y se enciende una lámpara de pie que deja en penumbra el escenario.

Lo que siguió fue una serie de canciones, al ritmo de "¿vamos a ello?", con un ambiente muy bueno por parte del público y entre la banda. De esta manera, durante 2 horas de concierto (una duración más que sobresaliente para un cantautor), pudimos escuchar los nuevos temas del "Avería y redención" a la vez que recordamos antiguas canciones.

Otro de los puntos a destacar es el nuevo órgano de Quique, del que no voy a comentar mucho. Vuesas mercedes pueden observar:

Por último, un pequeño vídeo para que los podáis observar en acción, aunque sólo sea un poco:

video

Y aquí acaba mi crónica. Mi recomendación: si pasa por vuestra ciudad... VEDLO. Te gusten o no los cantautores, un poco de rock´n roll siempre viene bien.

70.000 Héroes y un cantautor montado en cadillac

Y, por fin, comienza el relato de uno de los fines de semana más interesantes de las últimas semanas: Quique González presentando "Avería y redención" en Rivas-Vaciamadrid, estancia en Sevilla y gran plato fuerte: concierto de Héroes del Silencio, reunificados para esta última gira y dando lo máximo ante un Estadio de La Cartuja abarrotado hasta la bandera. Intentaré no ser demasiado repetitivo, pero si abundan las expresiones "genial", "increíble" y otras por el estilo, me tendréis que comprender.

martes, 23 de octubre de 2007

Chapa y pintura

Pequeña aclaración para que disculpéis las molestias que puedan ocurrir durante estos días mientras se piensa en la remodelación del blog. Prometo, al menos entre hoy y mañana, que informaré detalladamente sobre los conciertos que ocurrieron esta última semana. Tranquilos, Héroes del Silencio llegarán...

lunes, 22 de octubre de 2007

El hombre renacentista

Parece mentira, pero las malas noticias hay ocasiones en que deciden asociarse para dejarnos perplejos. Hace unas semanas se fue Carlos Llamas, luchando contra una enfermedad que, lamentablemente, se está haciendo un hueco en nuestra realidad cotidiana con demasiada facilidad. Esta vez la baja se la lleva Onda Cero, con el fallecimiento de Juan Antonio Cebrián el pasado día 20 de octubre. Un final injusto para la Rosa de los Vientos (que espero que siga adelante), que había conseguido enganchar a los que no somos oyentes habituales de Onda Cero; merced a una mezcla de curiosidad, ecologismo y divulgación histórica. Nos quedan sus "Pasajes de la Historia", que descubrimos ahora que contaba sin necesidad de guión. Esta mañana se le definía en El Mundo como "el hombre renacentista". Si tenéis un rato, entrad en: http://www.juanantoniocebrian.com/ y descargaros uno de sus pasajes. Merecen la pena. Hasta la vista, ciberespacio.

viernes, 12 de octubre de 2007

Día de la Banderidad

Bienvenidos al país de las banderas, de las enseñas y los escudos. Bienvenidos a este lugar paradisíaco en el que nadie te juzga por lo que eres, sino por la bandera en la que envuelves: In banderam veritas, que dirían los antiguos. En este país no hace falta mucho: un trozo de tela, unos rotuladores de colores, y coincidir con tres o cuatro para que vuestra bandera sea la misma. Eso sí, poseer una bandera requiere fidelidad: no podrás salir de casa sin ella, o por lo menos sin sus colores en tus pulseras, camiseta, cinturón, calcetines... ah! y un gorrito para dormir por la noche, que no falte nunca. Pero también tiene sus ventajas, podrás hacerte vídeos con ella de fondo para felicitar el Día de la Bandera, o quemar la de tu amigo Pepito cuando no te devuelva los rotuladores que le dejaste para pintar la suya. Y pronto descubirás que tener una bandera es algo muy interesante: conseguirás masas de descerebrados seguidores que harán lo que tu desees para defender tu banderita, o para criticar la del contrario (¡ya no te hará falta quemarla personalmente!). No necesitarás bañarla con la sangre de tus enemigos, como harían en la Edad Media. Aquí, con colgarla en algún Ministerio sirve: los nuevos héroes de la contemporaneidad son los guays que consiguen subirse a una cornisa de un edificio oficial a quitar y poner alguna banderita... El día de la Raza, lo llaman en sudamérica (yo pregunto, ¿de cuál?). Un día en el que en México ha sido costumbre hasta hace poco lanzar huevos a la escultura de Cristobal Colón. Algunos habrían preferido no haber sido descubiertos, al menos no de esta manera.

"Lo maravilloso de la guerra es que cada jefe de asesinos hace bendecir sus banderas e invocar solemnemente a Dios antes de lanzarse a exterminar a su prójimo." Voltaire.

Hasta la vista ciberespacio.

jueves, 4 de octubre de 2007

"Un periodista de una pieza"

No soy partidario de hacer notas panegíricas, pero me parece que un medio de comunicación tan grande como Internet es el lugar justo para rendir homenaje a un periodista. Aunque no soy el único que hoy lo hace. Carlos Llamas ha sido para la gente de mi generación la banda sonora de la cena, de la recogida de la mesa, del irse a la cama. Él nos ha enseñado que los programas de noche se pueden hacer serios utilizando todo el humor y toda la ironía. Y explicando todo claro, entrando en tu casa como cualquier amigo que te viene a contar la actualidad que muchas veces no tienes tiempo de digerir. Y también lo dijo claro: Tengo cáncer. Con sus seis letras. Y lo luchó. Y volvió a la radio, aunque no fuera siempre en las mejores condiciones. Cuando uno ha convivido con esta enfermedad sabe el valor y la fuerza que hay que tener para estar delante de un micrófono cuando te duele hasta el alma. Nada más que decir. Mis respetos y mi admiración para él y su familia. Os dejo con un pequeño retrato de Ángeles Afuera: La cita de hoy va a ser de Charly, como le decían en la redacción:
"Los sentimientos son la medicina que no te prescriben los médicos"
Hasta la vista...

martes, 2 de octubre de 2007

bAd Day

Hoy es uno de esos días en los que me odio a mí mismo, porque son aquellos que me alejan más de lo que en realidad quiero ser, uno de esos días que debería ser un derecho constitucional el poder pedir la repetición de todos tus actos, empezando por el zumo de naranja del desayuno (que hoy supo fatal, quizá un presagio de lo que iba a ocurrir. Nueva frikiteoría: la capacidad predictiva de los zumos de naranja). Y la verdad es que tampoco el día lo ha puesto fácil. En "Como Dios", llega un momento en que Jim Carrey y Morgan Freeman se ponen a fregar el suelo, y, a modo de analogía (este "a modo" tiene dedicatoria, aunque no sé si el beneficiado leerá esto, eh Parri?), el mundo se va arreglando y volviendo a su normalidad. Pues bien, ha llegado el momento de fregotearme la cara y la lengua, que andan un poco revueltas. ¿Quién te protege cuando te quedas tú sólo con tus pensamientos? ¿Quién te lanza el salvavidas cuando el que ahoga a los demás eres tú? Quiero un desierto para poder gritar a gusto!! AAaAaAaaAaRGgghh!!! Le dejo a Fito el final, que lo pondrá más positivo:

"Hay días que parece que nunca se va a acabar el Sol y otros son tan tristes como una despedida en la estación, es igual que nuestra vida, que cuando todo va bien, un día tuerces una esquina, y te tuerces tú también. Esa telaraña que cuelga en mi habitación, no la quito, no hace nada, solo ocupa su rincón. Yo he crecido cerca de las vías y por eso sé que la tristeza y la alegría viajan en el mismo tren ¿quieres ver el mundo? Mira hasta debajo de tus pies."

Hasta la vista, ciberespacio.

jueves, 27 de septiembre de 2007

La Revolución del Azafrán

Un poco de escalofriante actualidad.
El artículo es de ElPais.com, y la foto es de las camisetas que se están empezando a diseñar en apoyo a las manifestaciones de los monjes budistas contra la Junta Militar de Myanmar.
Lo que ya se conoce como la "Revolución del Azafrán"


"Los tres generales que encabezan la Junta Militar birmana ni siquiera confían entre sí. El aislamiento impuesto al país, uno de los más pobres del mundo pese a que posee gas, petróleo y piedras preciosas, procede en buena parte del ostracismo y el oscurantismo de unos militares que han hecho de la represión su modus operandi y de la superstición y la paranoia su código de conducta.
Los analistas internacionales sostienen que el general Than Shwe, de 74 años y jefe de la junta, recela de la ambición del número dos, el general Maung Aye, de 69 años, y éste, a su vez, de sus inmediatos superior e inferior, el teniente general Soe Win, de 59 años. Los tres, sin embargo, siguen ciegamente el consejo de sus respectivos quirománticos y astrólogos.
Amparados en el eufemismo del Consejo de la Paz y el Desarrollo del Estado, bajo el que se oculta uno de los regímenes más brutales del mundo, los generales hicieron oídos sordos del clamor de su pueblo y de la comunidad internacional para democratizar el país. Mientras tanto, un vídeo colgado en YouTube mostró el año pasado a la hija de Than Shwe, adornada con brillantes como garbanzos el día de su boda.
En la historia de traiciones internas entre los militares, la detención en octubre de 2004 del entonces primer ministro, jefe de los servicios de seguridad y número tres de la junta, general Khin Nyunt, frenó antes incluso de su alumbramiento la hoja de ruta prevista por el destituido para emprender la democratización de Birmania.
La paralizada hoja de ruta era un plan que preveía una nueva Constitución, la legalización de los partidos políticos y elecciones generales. La asignatura pendiente seguía siendo que no tenía en cuenta a la Liga Nacional para la Democracia (LND), que encabeza la Nobel de la Paz Aung San Suu Kyi.
Herederos del dictador Ne Win -el general que dio el golpe de Estado de 1962, llevó a su país a la bancarrota y a su pueblo a la desgracia-, los militares que desde entonces dirigen Birmania están, al igual que Ne Win, obsesionados con los supuestos intentos del mundo exterior por arrebatarles el poder. Cualquier extranjero que se aventure por Myanmar, incluidos los representantes de la ONU, es visto con recelo y considerado un saboteador de la "paz y el bienestar" que disfruta el país.
Inventor de la "vía birmana hacia el socialismo", una mezcla nacionalista de marxismo y budismo, Ne Win abandonó sorpresivamente el poder en 1988, en medio de la revuelta estudiantil que pedía apertura y democracia. Conmocionados por la salida del dictador, los militares permitieron un verano de libertades políticas, pero en septiembre un nuevo golpe de timón militar puso otra junta al frente de Birmania, que ordenó meses después cambiar el nombre del país por Myanmar.
Aunque con mayores restricciones, la vida política siguió su curso. La junta permitió la celebración de las elecciones, pero aplastó sin escrúpulos sus resultados cuando se hizo evidente que la LND había ganado 392 de los 485 escaños del Parlamento.
La Junta, cada día más perturbada, inauguró este año la nueva capital, Naypyitaw, levantada en el interior para sustituir a Yangon por "cuestiones de seguridad"."


Alucinante, ¿verdad? Pues más alucinante es visitar el diario gubernamental de Myanmar (http://www.myanmar.com/newspaper/nlm/index.html), en el que se relata como "las fuerzas de seguridad" tuvieron que retroceder ante el empuje de la multitud, a la que avisaron varias veces, hasta que no tuvieron más remedio que disparar, y fueron heridos 8 miembros de la policía. Para que luego hablemos de manipulación informativa.


Mientras tanto, nos enteramos de las conversaciones de Ansar El Políglota y Bush El Pacificador de los Pueblos Oprimidos Sin Libertad. Es alucinante la capacidad de estos señores para hablar a la ligera de cómo fabricar excusas para legitimar el ataque a Iraq, pero bueno, al menos se descubre que Aznar sabía que tenía "un problema con su opinión pública".


Cita para hoy:

"La traición es solamente una cuestión de fechas"

(varios autores acerca de la Revolución Francesa)


Hasta la vista ciberespacio.

miércoles, 26 de septiembre de 2007

Aleluya (por) la tierra



"¿Quién quiere resucitar a este mundo que se muere?
¿Quién cantará el
Aleluya de esa nueva luz que viene?
¿Quién cuando mire la Tierra y las
tragedias observe
sentirá en su corazón el dolor de quien se muere?
¿Quién es capaz de salvar a este mundo decadente
y mantiene la esperanza
de los muchos que la pierden?"

A veces los momentos más felices se pueden dar en las situaciones más tristes, supongo que es otra de las paradojas de la vida. Creo que era en la Edad Media cuando se tenía miedo a bostezar porque se pensaba que por el bostezo se escapaba el alma. En mi opinión, cuando realmente se escapa el alma es cuando se canta.

R-500: Fin de "prohibido recordar emociones"





"Desde que el hombre existe ha habido música, pero también los
animales, los átomos y las estrellas hacen música."

Karlheinz Stockhausen
Eso de que las estrellas hacen música ya lo sabía.
Te conozco a tí...

Hasta la vista ciberespacio.

jueves, 20 de septiembre de 2007

Una de publicidad (por la cual no cobro)

Vale, quizás últimamente estoy un poco pesado, pero qué queréis, paso mucho tiempo en casa (y bastante parte de él en el ordenador). Además, hoy la cosa va en plan relajado, de anuncios. Normalmente no me suelen gustar los anuncios de coches, suelen ser todos más de lo mismo, al estilo de "no serás un macho si no conduces este coche", o "tenemos un diseño que es capaz de hacer que un leopardo intente aparearse con nuestro coche". Pero este sí que me gusta, porque utiliza un argumento muy real (¿cuántas veces, al cargar el maletero, hemos pensado "este coche va a esplotar"?), y por que la conjunción de la música y la acción me relaja mucho. Me encanta esa sensación de que, todo explota por fuera, pero podemos mantenernos a resguardo en algún sitio, incluso en nosotros mismos. Es parecida a la sensación que se tiene cuando llueve torrencialmente, y tú estás sentado al lado de la ventana de su casa. Me parece que era en "El cuervo" donde se decía que nunca llueve para siempre. Hasta la vista ciberespacio.

La Era de la InComunicación

En siglos como el XXI encontramos que, pese a los miles de aparatos tecnológicos y maneras meta-audio-visuales-que-te-cagas que tenemos para comunicarnos, seguimos sin entendernos. (Ahora todo el mundo pensará que el siguiente paso es un enternecedor alegato contra la tecnología, que ha tribalizado las relaciones humanas, y blabla blabla... Y pensaréis que soy un hipócrita, porque, si soy un gran odiador u "odiante" de la tecnología ¿por qué narices escribo un blog?) Pero no, hoy la cosa no va por ahí. Hoy he tenido la extraña sensación de no entenderme, pero no por un problema tecnológico, sino por una situación en la vida. No sé muy bien como explicarlo, pero ¿alguna vez habéis tenido la sensación de hablar en un idioma distinto con otra persona? Es una sensación angustiosa, en la cual tú te esfuerzas por hablar con esa persona, pero ella no hace ningún esfuerzo en entenderte. Es la Era de la InComunicación. En el momento en que más disposición tenemos para expresar algo importante para nosotros, tropezamos con una vaguería total por parte del interlocutor, que ha decidido (inconscientemente, espero) que no va a entendernos de ninguna manera, y la conversación acabará llegando a sacarnos de nuestras casillas. Al menos, así me ocurre a mí. Quizás es esa una de las razones por las cuales escribo al aire (o a las estrellas recién colocadas en la página, espero que os gusten). Y, de vez en cuando, el aire devuelve algo. Y entonces es cuando descubres que hay gente que también escucha, y que el milagro no está en poder hablar, sino en ser receptivo, en provocar Comunicación (no InComunicación). La frase de hoy (recuperando costumbres) es de Gutemberg:

"La imprenta es un ejército de ventiséis soldados de plomo, con el que se puede conquistar el mundo."

En ejércitos como éste yo sí que me alisto. Hasta la vista ciberespacio.

martes, 18 de septiembre de 2007

El ciclo del agua

Un réquiem no debe ser, por fuerza, una canto de despedida de la vida, sino la reflexión sobre una experiencia vital terminada, y el homenaje que la rinden aquellos que tuvieron el privilegio de compartirla con aquél que se marcha. La vida nunca se despide, sólamente sigue: nuestras vidas siguen siendo los ríos que Manrique mandaba a desembocar en el mar. Pero Manrique no contaba con el ciclo del agua, aquellas nociones que a todos nos enseñaron de niños: el agua que llega al mar se evapora y asciende hasta caer en forma de precipitaciones que pueden dar lugar a nuevos ríos. El mar es el morir, pero también es el garante de la gestación de la nueva vida. Por otra parte, también hay ríos que desembocan en otros ríos, que sirven de afluentes para constituir un río aún más grande. Ojalá fuéramos capaces de ver que las personas que nos dejan no son más que los que garantizan que la vida continue, y que su vivencia busca casi por entero servirnos de afluente. De pequeño, cuando intentaba pensar en la muerte, llegaba un momento en que la mente se me ponía en blanco: la única imagen que aparecía en mi cabeza era la de un televisor que se apagaba: zas! y todo en negro. Era entonces cuando me preguntaba ¿y ya está?. Y en mi mente infantil quedaba dibujada la convicción de que no podía tener sentido, nacer para dormir indefinidamente. Tengo la sensación de que hoy estoy siendo increíblemente críptico, así que entenderé las quejas de todo aquél que piense que esta entrada no tiene ningún sentido. A lo mejor no lo tiene, pero es que las cosas no siempre se pueden explicar con sentido, y menos cuando con ellas se aluden a sentimientos. Este fin de semana ha sido muy intenso, y ha desenterrado recuerdos que me duele recordar. Pero ese dolor me hace ser más sensible al dolor de los demás, aunque no más inteligente para remediarlo. R-500: FIN DE PROHIBICIONES Fin de "Prohibido pedir ayuda" Fin de "Prohibido demostrar cariño" Fin de "Prohíbido mostrarse cercano" Añadir los que más os gusten. Hasta la vista ciberespacio. P.D: Por tí, por corregirme las faltas de ortografía del blog. Porque sabes que ahora tienes otra estrella, y que ya ha hecho efecto en pleno día, en alguna carretera a las dos de la tarde. Espero haber servido de ayuda. Y si no, me conformo con haber servido de almohada.

sábado, 15 de septiembre de 2007

Quizás hoy era el día más indicado para esta canción, aunque cualquier día podría serlo.

No estarás sola, vendrán a buscarte batallones de soldados que a tu guerrilla de paz se han enrolado. Y yo en primera fila de combate abriendo trincheras para protegernos, mi guerrillera.

No estarás sola, te saludarán a tu paso en mil idiomas, con mil lenguajes, la gente a la que despertaste en cada viaje, los que dormían en las calles, a los que preguntaste, por su esperanza, por su desastre.

No habrá distancias que no cubra cualquier hombre que te busque. No habrá rincón en que tu nombre no se pronuncie. No habrá misterio o duda en que tu presencia no luzca, faro solidario en ausencia de paz, en tiempos difíciles Estrella Polar.

Sola nunca, nunca estarás.

No estarás sola, siempre habrá quien se parta en dos en cada despedida, quien te de aliento cuando te des por vencida. Tu revolución llenará sonrisas, yo la incorporé a mis aperos de trabajo, a mi vida.

Clava hoy tus raíces en mí. Quién pudiera retenerte en Madrid. Visitaremos lugares a los que hemos ido antes juntos, antes de conocerte, antes de encontrarte.

No estarás sola, siempre habrá quien te ayude a hacer las mudanzas, quien te regale manos flores presencias sin pedir nada. Y allí estaré para amarte, y aunque no esté, allí estaré para amarte.

No estarás sola. No, no estarás sola. No estarás sola.

Porque no estarás sola, aunque hoy parezca que te quedas algo más sola. Porque quizás no lo estuviste nunca, porque me gustaría que lo recordaras siempre. Porque un día como hoy la vida echa abajo tu puerta y te pide cuentas injustificadamente.

Porque no se puede elegir el momento ni el lugar, pero sí la manera de responder a los golpes.

Porque con cada pérdida se puede ganar una estrella. Y con las estrellas se pueden orientar las brújulas.

Hasta la vista ciberespacio.

martes, 11 de septiembre de 2007

Jugónn!!!


Estos dos últimos días he tenido la suerte de poder estar en el EuroBasket 2007, viendo a todas las selecciones participantes y disfrutando de un ambiente internacional de baloncesto que ya nos gustaría ver en el fútbol. Y por supuesto, he visto a la selección española, haciéndonos a todos disfrutar, que no sufrir, como hacen otros (evidentemente, me refiero a los del balompié).

Y es que, aunque las comparaciones son odiosas, me parece justo hacerlas entre el que se ha llamado el "deporte rey", y el deporte que ahora se está llevando lo que otros no han conseguido. Pero también es verdad que nos hemos llenado la boca con aquello de que tenemos "la mejor Liga del mundo", y nadie se acuerda de que la ACB es, con permiso de la NBA, la mejor liga del mundo también. Mientras que nuestros futbolistas se forran en sus equipos, y hacen el rídiculo en la selección; los del basket demuestran que con ilusión y confianza (y currándoselo mucho durante un mes de preparación) se puede conseguir ganar un Mundial e ilusionarnos a todos. ¿Alguien se imagina a Torres haciendo como Garbajosa para ir a la selección? Es evidente que no. El compromiso también cuenta.

Es un jardín bastante complicado lo de las selecciones autonómicas, pero dudo que se "rompa España" si Cataluña juega un amistoso con Estados Unidos. Aun así, tampoco creo lícito que el señor Laporta se ponga como se pone por la "selección nacional (¿nacional, autonómica?) catalana". Me parece que el Barça también tiene seguidores fuera de Cataluña, así que yo que él tendría bastante cuidado con este tema.

Me he puesto demasiado deportivo hoy, pero la experiencia del EuroBasket me ha encantado. Yo apuesto por España. ¿En el fútbol? Ahí espero a que venga el Espíritu Santo.

Hasta la vista, ciberespacio.
P.D.: la foto es de la increíble afición de Lituania, que ayer dejó sordo a todo el pabellón. Miedo nos va a dar cuando nos toque.

miércoles, 5 de septiembre de 2007

Fin de prohibiciones


Hoy me he encontrado con una agradable sorpresa en el manual de la autoescuela: una señal, cuyo nombre dicen los de la DGT que es R-500, pero que tiene otro nombre mucho más interesante: "fin de prohibiciones". He decidido adoptarla como mascota para el blog, aunque no sé muy bien que haré con ella, ni siquiera si le sentará muy bien que la llame "mascota".


Fin de prohibiciones... o de restricciones, que dice el manual. Una señal que pretendo imponerme a mi mismo, para librarme de otras del estilo: prohibido cambiar, prohibido intentar de nuevo, prohibido sonreir porque hoy no toca, prohibido... Además, esta señal sólo es vinculante para "vehículos en movimiento", luego, para serla fiel, es un requisito obligado no quedarme quieto en el sitio, no conformarse, seguir "en marcha", y con el motor encendido. Quien quiera unirse al club de la señal R-500 (con perdón, este nombre me sigue sin gustar), que levante el ratón, o el teclado, o se manifieste...o no. Libertad.


La cita de hoy es mi firma del correo electrónico, que hoy viene al pelo. Creo que es de Virgilio:



"Pueden hacerlo, porque creen que pueden"


Yo me lo creo, aunque a veces no pueda creérmelo del todo.


Hasta la vista, ciberespacio.

martes, 28 de agosto de 2007

Meravigliosa creatura...


Las ciudades milenarias es lo que tienen: que maravillan. Es muy curioso la cantidad de fuerza que pueden llegar a irradiar un par de piedras mal puestas que en algún momento debieron de formar la antigua urbe romana, el centro del mundo civilizado. Creo que era Stendhal el que decía que cuando cayera Roma, caería el mundo...

Y lo más curioso es que durante varios cientos de años, toda la zona del monte Palatino (la zona de los antiguos foros romanos) fue utilizada para... ¡el pastoreo de ovejas!. Increíble paradoja del progreso humano, jeje. Aunque igual de paradójico puede ser que la mayoría de iglesias romanas tengan su tiendecita de recuerdos incorporada, o que el ruido de la Basílica de San Pedro del Vaticano parezca el de un mercado... incoherencias del homo turisticus, aquél cuya máxima aspiración es hacerle fotos a todo aquello que se encuentra (fotos en cantidades industriales: milagros de la fotografía digital), inclusive a un grupo de personas que están en una capilla celebrando misa (¡Dios mío, que costumbre local tan pintoresca!).

Pese a todo, la vida del turista es muy dura. Y lo es más cuando te das cuenta de que los pasos de cebra de la Ciudad Eterna están borrados en su mayoría, y que tampoco pasaría nada si estuvieran escritos, puesto que los conductores se los saltan ("a la torera", diríamos aquí). Aún así, hay que atreverse. No se puede dejar escapar una ciudad como esta.

Termino hoy con una cita de Paco Umbral:

"En el libro no hay nada. Todo lo pongo yo.
Leer es crear. Lo activo, lo creativo, es leer, no escribir"

Y de paso me aplico el cuento. Quien quiera aprender, que aprenda.

Hasta la vista ciberespacio.

lunes, 20 de agosto de 2007

Sequedad de mollera veraniega


Buff, ¿qué queréis? El verano acaba pudiendo con todo, se apodera de tu cabeza hasta dejarte como una pequeña réplica de Homer ("umm, cerveza, arrrgghh"). Pero este verano tiene los días contados, y parece que no le ha salido mucho jugo, al menos no tanto en desplazamientos como el verano pasado. Supongo que no todos los veranos pueden ser de trotamundos.

A veces me gustaría hibernar durante un año entero para tomar conciencia de la rapidez con la que se me escapa el tiempo. Admiro a las personas hiperactivas y autosuficientes (aquellos que son capaces de hacerlo todo, y hacerlo bien, y hacer muchas cosas a la vez; seguro que todos conocéis algún ejemplo), pero, por otra parte, supongo que, intentando sacar tiempo para todo, puede que se olviden de disfrutar con aquello que hacen.



"Ey, no hay mucho que hacer,
aparte de estar despiertos en la cama.
Ey, no hay mucho que hacer,
ya pueden caer las torres de Manhattan."



Con todos los jaleos en Navarra, acabo de descubrir una de las prácticas políticas más curiosas y vomitivas: la compra-venta de diputados. Lo que más me sorprende es no habérmelo figurado antes.

"La política es el arte de buscar problemas, encontrarlos, hacer un diagnóstico
falso y aplicar después un remedio equivocado."

(Groucho Marx)

Gracias Groucho, habrá que acostumbrarse. Mientras tanto, póngame 5 diputados, que yo también quiero montarme un grupo político propio en el Congreso. Y una cañita, gracias. Tengo que calmar a mi Homer interior
Hasta la vista, ciberespacio.

lunes, 2 de julio de 2007

Un consejo

Hola ciberespacio: Hoy ha sido un día particularmente intenso para mí. He pasado de momentos de incertidumbre galopante, otros de felicidad, desánimo, alegría... un día de esos que te dejan agotado de tanta emoción a la que no estás acostumbrado, o a la que te obligas a no acostumbrarte. Aunque no sea mi política habitual, me voy a permitir daros un consejo, una pequeña actividad que puede arreglaros la vida en alguna ocasión. Muchas veces tenemos en casa grandes pozos de sabiduría encerrados en una caja de incomprensión, de ésas que acaban volviéndose invisibles, aunque nosotros sepamos que siguen ahí. Me estoy refiriendo a las personas mayores, aquellas personas que lo han vivido todo, y precisamente por ello entienden que nosotros queramos vivirlo todo sin ellas, aunque les duela en lo más hondo. Un ejercicio: coged a vuestras abuel@s y lleváoslas a tomar algo. A donde ell@s quieran, y dejad que paguen, aunque sólo sea para que recordéis lo mucho que las seguís debiendo. Y donde quiera que estéis, escuchad. Escuchad todo lo que os digan como os gustaría que os escucharan a vosotros. No es un ejercicio difícil, aunque sea bastante complicado ejercerlo todos los días. A mí me ha funcionado, espero que a vosotros también. Año Machado 1937-2007: 70 años desde la muerte en Coillure de uno de los poetas que consiguen marcar generaciones una tras otra. 70 años desde que un hombre que traía el corazón roto por la desgracia de su esposa muriera de pena por su propio país. Mi homenaje se va a traducir en unos versos suyos, que en el momento en el que los leí me parecieron dirigidos especialmente a mí. Ahí van:
"...el niño que en la noche de una fiesta se pierde entre el gentío y el aire polvoriento y las candelas chispeantes, atónito, y asombra su corazón de música y de pena. Así voy yo, borracho y melancólico, guitarrista lunático, poeta, y pobre hombre en sueños, siempre buscando a Dios entre la niebla..."
Hasta la vista. P.D.: tengo que dar un agradecimiento especial a una princesa. Gracias por descubrir en Shrek a tu príncipe encantado. Gracias por entender que los otros tenemos capas. Gracias, aunque al ogro no le guste demasiado acompañarte a buscar el zapatito de cristal en las rebajas.

sábado, 30 de junio de 2007

fiebre... y brindis.

"En los brazos de la fiebre que aún aguantan mi frente, lo he pensado mejor y desataré las serpientes de la vanidad El paraiso es escuchar el miedo es un ladrón al que no guardo rencor, y el dolor es un hermano de la muerte"
Hoy los versos prestados son de Héroes del Silencio, y aunque no llegue a estar del todo "en los brazos de la fiebre", tengo esa misma sensación de ser un pequeño trapo andante. Ayer el paraíso fue escuchar a dos de las personas que más me importan alrededor de una bandeja de patatas, aunque yo no estuviera demasiado al 100%. Y el verano definitivamente está comenzando, y con él ilusiones de hacer muchas cosas CONTIGO, aunque no estés leyendo esto. Pero también con la misma sensación de no querer hacer nada. A veces me siento el "último hombre", el que ha perdido la voluntad y ha decidido que no va a hacer nada, porque, total, luego somos lo que somos, cenizas y humo. Pero otras veces miro a otras personas. Aquellas que en su momento comprendieron todo esto, y decidieron que no podían pasar de puntillas por un mundo que sólo está aquí para que hagamos feliz a la gente. Hoy brindo con un vaso de agua, en el que flota una aspirina efervescente, (lo siento, sé que no es muy literario, pero no doy para más) por todas estas personas. Por las que he conocido, y las que me quedan por conocer, y por que sigan existiendo muchas. Y también brindo por TÍ

jueves, 28 de junio de 2007

A modo de principio...

"La palabra es la casa del ser. En su morada habita el hombre. Los pensantes y los poetas son los vigilantes de esa morada" (Martin Heidegger, "Carta sobre el humanismo")
Hola a todos. Me concedo la licencia de apropiarme de la frase de Heidegger para dar inicio a este blog, que no sé exáctamente en que se va a convertir. Con ella quiero hacer una pequeña declaración de intenciones: quiero utilizar la palabra como la casa de la que hablaba Heidegger, aunque no pueda todavía (ya me gustaría) clasificarme como un "pensante" o un "poeta".
Hay veces que no entiendo el mundo en el que vivo, y ni siquiera a la gente que vive conmigo: todo el mundo parece tenerlo tan claro, todo el mundo tiene una opinión perfectamente formada de todo y su opinión es la única y la mejor de todas. Es increíble lo poco que se da la razón al otro. Conservamos "nuestra razón", aquello que consideramos que nadie nos puede quitar, cuando en realidad hablamos de "nuestra opinión", algo que es frágil y variable. Alabamos a la gente que es fiel a sus ideas durante toda la vida, cuando muchas veces esa gente es fiel a esas ideas tanto tiempo porque no ha tenido la valentía de ponerlas en cuestión. Somos demasiado frágiles como para poder reconocerlo. Y el que suscribe también es demasiado frágil para aceptar todo esto. Se me ocurren una gran cantidad de cosas que escribir ahora, pero es mejor esperar. Aunque no me guste demasiado el vino (sin mezclar, por supuesto), creo que es bueno dejar que, como él, las ideas reposen en barriles de madera de roble. Termino tomando prestada otra frase. Ésta es del libro que siempre recomiendo a todas aquellas personas que me preguntan, un libro que debería ser recomendado por los médicos como libro de cabecera: se llama "El radiofonista pirado", y comienza así:

"Esta es la historia de un sueño, mi sueño, el sueño del radiofonista pirado. Un sueño poblado de pensamientos" (Chema Sánchez Alcón "El radiofonista pirado")

Hasta la vista