domingo, 20 de enero de 2008

Elecciones Yankis


¡Hola a todos! ¿Alguien ha estado pendiente en este último mes sobre el tema de las elecciones en Estados Unidos? Yo lo he intentado (será por aquello del instinto periodístico), y la verdad es que es bastante complicado comprender el mecanismo electoral americano.

Por ello, voy a intentar explicaros un poco cómo funciona este proceso, que dura alrededor de un año, para una legislatura de 4 años. Lo voy a hacer un poco por encima, porque para comprenderlo en su totalidad haría falta hacer un doctorado, y, de hecho, ocho de cada diez votantes estadounidenses reconocen que no tienen ni idea del funcionamiento de su sistema electoral, pero bueno, tampoco tienen mucha idea de geografía, ¿no?.

Bueno, de entrada, el sistema americano es muy antiguo, diseñado en 1787 a la vez que se preparaba la Constitución. Formalmente, el americano es un sistema electoral indirecto, porque los electores no eligen al que va a ser su presidente, sino a una serie de compromisarios (como unos representantes, pero sin serlo) que serán los que verdaderamente elijan. Estos compromisarios tienen un número fijo (538 personas), repartidos por población entre todos los estados, lo que explica la importancia que tienen unos sobre otros.

Bueno, para explicar las distintas elecciones, vamos a intentar ir por partes, como diría Jack el Destripador:
  • Presentación de candidaturas y "promoción": para ser candidato en los EEUU hay que cumplir una serie de requisitos, que se podrían resumir en dos: tener mucho dinero (y obtener muchos donantes) y cumplir con la ley de financiación de partidos.

  • Elecciones primarias y "caucus": son las elecciones que se están produciendo ahora, martes sí, martes también. El nombre depende del estado, llamándose caucus en Iowa y Nevada (el nombre proviene del lenguaje Algonquin, un grupo de nativos americanos, del término caucauasu, que significa "reunión de jefes de tribus"). En ellas se eligen a los delegados que serán enviados a las Convenciones Nacionales de cada partido, teniendo en cuenta el número de representantes con los que cuenta cada estado. En esta fase se destaca el llamado "Supermartes" (éste año el 5 de Febrero), en el que se producen elecciones primarias simultáneamente en 20 estados.

  • Convenciones Nacionales: una por Partido, en la que se reúnen los representantes por cada estado, y se elige al candidato unitario del Partido. Éste año serán: la del Partido Demócrata (donde está la emoción, entre Hillary y Obama) en Denver, Colorado del 25 al 28 de Agosto; y la del Partido Republicano (los de Bush, ahora sin candidato claro) en Saint Paul, Minnesota, del 1 al 4 de septiembre.

  • Día de la elección: es donde los votantes no eligen al Presidente, sino a un Colegio Electoral que será el que emita el voto para Presidente y Vicepresidente. Cada estado elige un número de electores o compromisarios, hasta un total de 538. Para ser elegido, un candidato debe obtener una mayoría absoluta, más de 270 votos. Si ninguno de los candidatos obtiene el número suficiente, se eligiría a los tres más votados, otorgando un sólo voto a cada estado (y al distrito de Columbia, que funciona de manera independiente). Gana, de nuevo, el que obtenga la mayoría. Esto se producirá el 4 de noviembre de este 2008.

De esta manera, hay que destacar que al Presidente norteamericano no lo dirigen directamente ni los ciudadanos ni la Cámara de Representantes (Congreso y Senado), pues este Colegio Electoral que se forma con los compromisarios de cada estado se disuelve tras elegir al Presidente. Las elecciones al Congreso y al Senado se realizan en otro calendario, y por esta razón en la actualidad, aunque Bush (republicano) es el Presidente, en la Cámara de Representantes la mayoría es demócrata.

Finalmente, la toma de posesión no será hasta el año que viene, el 20 de enero de 2009 ("Inaguration Day"), donde el Presidente Electo se convierte realmente en Presidente de los EEUU.


Y ya está. Para que luego digamos que los yanquis lo tienen todo fácil, pues en el caso de votar no lo es tanto. Espero que os haya gustado el pequeño paseo por los vericuetos del sistema electoral americano, y que os haya servido para tener una guía para seguir la actualidad de los próximos días.


Hasta la vista, ciberespacio.


Fuentes: http://www.elpais.com/articulo/internacional/proceso/electoral/EE/UU/elpepuint/20040116elpepuint_2/Tes, http://www.elmundo.es/elmundo/2004/01/19/internacional/1074472844.html, http://ideasliberrimas.blogspot.com/2008/01/sistema-electoral-norteamericano.html

viernes, 18 de enero de 2008

(pequeño) Paseo por la ciudad

Hola a todos!!! De exámenes, y con poco tiempo para escribir (y menos casi para estudiar... vaya desastre...) Hoy me gustaría enseñaros unas fotos, parte de un viaje por el centro de Madrid, con un compañero un poco... digamos que especial. Las hice para un examen de la uni, y él se prestó gustoso a servirme de modelo.

Ya me diréis qué os parecen:
En los jardines de Sabatini...



En la Puerta del Sol...
En la Plaza de España...
En la Plaza Mayor...

Y por último... en el Senado...

Bueno, es una selección de casi 200 fotos... espero que os hayan gustado.
Hasta la vista ciberespacio.

sábado, 12 de enero de 2008

Premios SGS: Sugus de Naranja



Bienvenidos a la Gala de los Premios SGS, una gala de premios anónimos en la que se premian las actitudes en lugar de las personas, los sentimientos en vez de los méritos cuantificables, el corazón en lugar del cerebro (aunque para gestionar un gran corazón también haga falta un buen cerebro)...



En un 12 de Enero, me dan la oportunidad de presentar el premio a la ilusión prestada a los demás, un premio basado en la generosidad de quien es capaz de sacrificar una parte de su vida en que los demás disfruten con ilusión del resto de la suya.



El color naranja refleja ambición, creatividad, necesidad de crecimiento. Es un color de los denominados cálidos, junto con los tonos rojos, amarillos, marrones... Transmite fuerza. A menudo se utiliza el color naranja para mejorar la visibilidad de una persona a gran distancia... incluso existe un tono en concreto conocido como naranja internacional, que es el color del que está pintado el Golden Gate



Si de mí dependiera, daría este premio a muchas personas. Pero mi oficio de presentador (al menos por hoy) requiere que dé paso al verdadero protagonista: el Sugus de Naranja. Vamos allá...



Sugus de naranja. Por ilusionar.
Ilusionarse es algo maravilloso. Te llena de euforia por hacer algo nuevo. Te da energías para empezar algo. ¡Empezar! ¡Que cosa más difícil de llevar a cabo!. Lo complicado de un problema no es tanto el resolverlo… sino ponerse a ello.

El premio por ilusionar es para una persona que viaja mucho por el mundo. Que si charlas un rato con él, te das cuenta de que sabe que lo importante es dar confianza a las personas para hacer algo nuevo. Te deja pensar, que tomes tu tiempo, y luego te escucha… Te ofrece nuevas perspectivas… pero siempre desde el punto de vista del cariño.

Y es una persona muy sabia. Cuando eres joven, una postura típica es “querer enfrentarse al mundo”. Más adelante, te das cuenta que el protagonismo no es importante, sino que los de tu alrededor sean felices. Y por eso quieres ilusionar a la gente: para que encuentren su forma de ser felices. No les resuelvas los problemas, no: simplemente dale una ayuda o una guía para iniciar una ilusión.

Las ilusiones tienen enemigos: personas que te dicen “eso no puedes hacerlo” o “tú no vales para ello”. Aléjate de cualquier pesimista que dice eso. Si tú quieres, puedes. Aprovecha la ilusión para ponerte en marcha. Y deja que la gente te ilusione, llénate de su ilusión.

Para ver el resto de premios, Enlace a la Gala SGS

jueves, 10 de enero de 2008

NO a los propósitos al 50% de descuento


Enero es el mes de los propósitos... pero también el mes de las rebajas. Espero que nadie tuviera como propósito irse de rebajas al Corte Inglés. Irónico, ¿no?. El mismo mes en el que intentamos hacernos gente constante y provechosa, aparece la gran fiesta de los saldos...


Qué complicado es cumplir un propósito, y qué fácil formularlos, con voz grandilocuente (¡pongo a Dios por testigo...blablabla blablabla!). Y qué inútil es cuando descubres que sólo han servido para reconfortarte durante unos minutos. Yo tuve una época en la que decidí no comprometerme a nada, pues nunca era capaz de cumplirlo.


Pero tampoco consiste en eso. No comprometerse por miedo a no cumplir los compromisos no es la solución. ¿Cuál es la solución? Supongo que el justo medio que decía el filósofo: ante el acto reflejo de comprometerse sin ton ni son, la moderación de ponerse metas alcanzables y moderadas. A veces ir de escalón en escalón es más fácil que subir una rampa, aunque ésta última parece que te lleva más rápido.


A veces hay que tener años malos, en los que no cumples nada de lo que te propones, para descubrir tus carencias. Puede que, si el 2007 ha sido uno de esos años, el 2008 sea otro cantar distinto. Al menos tienes un día más de lo normal para intentarlo, ¿no?.


Yo pido por un 2008 en el que sea capaz de dejarme sorprender. Un año en el que practique más las cosas que más me gustan.


Un año lleno de entradas como la de hoy, paridas por medio de la escritura automática. Esto de la escritura automática lo inventaron los escritores de principios del s. XX, de los movimientos de vanguardia de la literatura europea, sobre todo los surrealistas. Consiste en escribir lo que se te ocurra dejándo que fluya él sólo, aunque ellos lo aderezaban con algún tipo de sustancia que les hiciera llegar a un estado de "trance".


Mi alucinógeno favorito para la escritura automática es la música. Hoy, uno de mis psicotrópicos favoritos: Ismael Serrano. Y esta noche, Ismael habla sobre antiguas salas de cine, en las que pide dos entradas para el cielo, él caracterizado como Han Solo, y ella Leia (la princesa) entre sus brazos.


Qué bonito es tener, en ocasiones, una perspectiva de la vida desde la pantalla del cine. ¿Nunca habéis paseado con los cascos puestos, o habéis caminado con alguien por una calle en la que había alguien tocando alguna música? Es como tener la banda sonora de tu propia vida.


Podríamos hacer un propósito común, para variar un poco: que este año 2008 intervengamos activamente en el guión de la película de nuestra vida. Y que dejemos que la banda sonora nos llegue sin esperarlo, de improviso...


Hasta la vista, ciberespacio

martes, 8 de enero de 2008

Queriendo ser leyenda

Llegaron los Reyes... y con ellos vienen los exámenes de febrero y el poco tiempo para escribir. Aún así, me gustaría retomar de vez en cuando las críticas cinematográficas, y hoy lo voy a hacer con uno de los estrenos de las últimas semanas: "Soy leyenda"




Nos situamos un poco adelante en el tiempo, y encontramos a Will Smith "apatrullando la ciudad", totalmente solo y con una pastor alemán. Más tarde, por medio de una serie de flashbacks combinados con las andanzas de este hombre solitario, llegamos a comprender cómo ha sucedido todo y por qué está sólo en la Gran Manzana.

La peli está bien pensada, y la trama aporta los momentos suficientes de tensión para estar muy entretenido. Los primeros momentos de Will Smith por la ciudad y haciendo sus quehaceres domésticos pueden recordar un poco a "Náufrago" (ojo a los maniquíes, que tienen "tela"), y da bastante juego teniendo en cuenta que, en lugar de una isla desierta, esta en pleno Nueva York (un poquito "ruralizado" y lleno de vegetación, eso si).

La resolución está bien hecha, aunque quizá con algo de prisa (al más puro estilo Hollywood), y a lo mejor demasiado fácil, lo que hace que te deshinches un poquito. Pero, para hacer honor a la verdad, la peli entretiene un rato y no se hace larga para nada. La verdad es que, teniendo en cuenta el panorama cinematográfico, tampoco hay nada mucho mejor (puede que American Gangster, aunque no la he visto. Si queréis leer una crítica mirad aquí)

  • Lo mejor: me reitero en los maniquíes, y la referencia a uno de los grandes mitos de la historia del cine (me vais a matar por esto): Shrek.
  • Lo peor: el final no te lo acabas de creer. Facilón a la par que estético.

No soy un gran cinéfilo, pero voy a intentar ser constante con esto de las críticas (si es que se pueden llamar así). Espero que os guste.

Hasta la vista ciberespacio

jueves, 3 de enero de 2008

Siempre quise ser el genio...

Estoy viendo Aladdin, en la Cuatro.

Una ración de nostalgia, en una de las pelis con mejor banda sonora de Disney. Y además, con un personaje fetiche, el Genio de la Lámpara.



He estado cantando todas las canciones, y mi hermano pequeño se enfada conmigo porque no le dejo escuchar.



Os dejo otro regalito. A ver qué tal os suena:

http://www.goear.com/files/localplayer.swf?file=696168b> http://www.goear.com/files/localplayer.swf?file=696168b" />

Hasta la vista ciberespacio.

martes, 1 de enero de 2008

2008


¡Feliz 2008 a todos! Hoy, el día de las resacas y de los sueños atrasados, os quiero felicitar este año nuevo 2008 a todos, esperando que sea provechoso para todos y que se cumplan todos vuestros sueños en los próximos 366 días que nos esperan. Porque sí, son 366 días, ya que éste año tenemos por fin 29 de Febrero (así que éste año no debería haber tanto problema a la hora de felicitarme, ¿ok?, jejeje).

Quiero aprovechar la entrada para felicitar el nuevo año a todas las personas que me enviaron un mensaje y no las pude contestar, y a todas aquellas que no me lo enviaron, pero que sé están ahí igualmente. La imagen sé que es un poco chorrada, pero la pongo porque ha sido el momento en el que realmente me he dado cuenta que cambiábamos de año, al ver el nuevo cupón del abono... qué queréis, soy de esa gente que colecciona todos los billetes de cada mes... supongo que para darle alguna utilidad, aunque todavía no sé cuál.

Bueno, espero que este año este lleno de nuevas entradas y de nuevos lectores, y que no os durmáis como ovejas con cada entrada que escriba. Y si alguien tiene alguna propuesta, que no se corte.


Un abrazo. Ánimo a cada uno con "su" 2008. Tener un nuevo año por delante también implica la responsabilidad de atreverse a cambiar, a mejorar, a cumplir sueños...


Hasta la vista, ciberespacio.