domingo, 1 de marzo de 2009

Lo que es fútbol y lo que no

Me había propuesto no hacer entradas sobre fútbol. Pero las normas están para romperlas, y también hay ocasiones para ello, como puede ser un Atlético de Madrid – F.C. Barcelona. Un partido clásico, que no es nombrado altisonantemente como “El clásico”, pero que otorga mucho más espectáculo al espectador.

estadisticaATMadrid-FCBarcelona

Fuente: as.com

EL gráfico de arriba es una especie de resumen de lo que transcurrió en el partido, y creo que es suficientemente ilustrativo para dejar ver lo que ha sido el partido: un tobogán de emociones en el que, llegado un momento, daba igual quien marcara. Sólo queríamos ver más goles.

Partidos como éste demuestran qué es fútbol: un deporte en el que la esencia son los goles, no necesariamente la posesión de balón. Un deporte que depende muchas veces del azar, que resulta imprevisible. Un deporte que se debe a sus estrellas (Messi, Agüero, Forlán, Henry), y que permite que pongan en juego sus capacidades y hagan levantarse al público de su asiento.

Y también ponen sobre el tapete lo que no es fútbol: un juego de ajedrez, un duelo espartano de guerreros del centrocampismo o un formato de ensayo científico de jugadas de laboratorio. El fútbol no supone dejar la portería a cero como norma máxima, o al menos no debería ser así.

Para recordar cosas, ahí van un par de vídeos de otros Atlético de Madrid – F.C. Barcelona:

 

 

 

 

 

En fin, no me tengáis mucho en cuenta esto. Pero si: soy futbolero. Y del Atleti, lamentablemente para mis nervios. Pero, a veces, tenemos nuestros grandes momentos de gloria.

 

Hasta la vista, ciberespacio.

2 comentarios:

aronfenix dijo...

... (enfado)

Más les vale hacer lo que deben la semana que viene

Mikrulo dijo...

Como siempre me veo escribiéndote para decirte que estoy de acuerdo en lo que me has escrito. Siempre has tenido la palabra en la boca, y el sueño de hacerte a través de la misma. Por eso, y aunque te vea poco, me siento orgulloso de ser amigo tuyo. Un pensamiento, una lectura y reflexión...Quizás ese es el objetivo de un blog. Gracias y mil abrazos